PUBLICIDAD

“En Canarias existe fobia a los contratos temporales, a los salarios de pobreza y al mal reparto de la riqueza, no al turismo”

El PSOE apoya las concentraciones de las ‘kellys’ para dignificar sus condiciones laborales y aboga por mejorar sustancialmente los empleos del sector turístico

 El portavoz del Grupo Socialista Parlamentario, Iñaki Lavandera, remarca que “en Canarias existe fobia a los contratos temporales, a los salarios de pobreza y al mal reparto de la riqueza que genera el sector, no al turismo”, por lo que muestra el apoyo público del PSOE a las concentraciones previstas hoy de las camareras de piso o ‘kellys’ en distintos puntos de Canarias y el día 18, en Arona, del sector en general.

 

“Es necesario dignificar las condiciones laborales de los subsectores del turismo, porque de esa precariedad nacen muchos conflictos que distorsionan lo que debería ser una relación contractual normal y dan mala imagen al destino”, señala Lavandera.

“Si al sector turístico le va tan bien como muestran las macro cifras, es de justicia que mejoren las condiciones de quienes las hacen posible con su trabajo diario, profesionalidad y buen hacer”.

El portavoz socialista recuerda que “son muchas las señales que delatan el desequilibrio en el reparto de la riqueza que genera el sector turístico, que está creciendo de más sus beneficios a base de limitar el crecimiento de los salarios y la creación de empleo”. Ejemplos como el de las ‘kellys’, que hoy se manifiestan en muchos lugares de Canarias, y el de otros trabajos de hostelería, pero también el de los agentes de seguridad en los controles de los aeropuertos (un servicio directo al turista que ha sido subcontratado con criterios económicos y no de calidad) o la mala regulación del alquiler vacacional que impide a los trabajadores acceder a una vivienda.

En este sentido, Lavandera recuerda que el decreto del Gobierno de Canarias que regula la vivienda vacacional es uno de los causantes de la escalada de precios de los alquileres de viviendas en las zonas residenciales próximas a las zonas turísticas. “No es el turismo, es el clientelismo del Gobierno de Canarias hacia intereses empresariales el que causa este problema a los trabajadores de la hostelería y perpetúa un sistema donde los profesionales del sector quedan fuera del reparto del beneficio que ellos mismos ayudan a generar”.

“A esta situación absurda que provoca el decreto de vivienda vacacional se suma la reforma laboral del PP y sus salarios de pobreza y contratos eternamente temporales que, combinados, dan el resultado que conocemos en Canarias: el eslabón más débil del turismo es el trabajador y también es el primero que se queda sin vivienda”, concluye Iñaki Lavandera.

Reitera que el conflicto que ha surgido en varias zonas turísticas de la Península y Baleares, la ‘turismofobia’, es un fenómeno que “está lejos de la realidad” de Canarias, donde los problemas relacionados con el sector tienen que ver con las condiciones de trabajo y de vida de los trabajadores, no con la incidencia de los visitantes y sus actividades sobre el día a día de los residentes.

Escribir un comentario

Código de seguridad
Actualizar