PUBLICIDAD

El Consorcio del Agua y ayuntamientos se oponen al embargo de Inalsa

 

"La única opción para que estos proyectos no quiebren sin nacer, es plantear una derrama a los siete ayuntamientos que forman parte del Consorcio, incluido el de San Bartolomé", destacan desde el Consorcio. Los ayuntamientos se rebelan contra "una tasa que además hoy en día sería ilegal"

El presidente del Consorcio del Agua, Echedey Eugenio,  y la mayoría de los alcaldes que conforman esta institución se muestran preocupados ante el anuncio del Ayuntamiento de San Bartolomé que indica que ha procedido al embargo de las cuentas de Inalsa para cobrar más de un millón de euros que reclama por la puesta en marcha de seis aerogeneradores (dos del Parque Eólico Arrecife y cuatro del Parque Eólico San Bartolomé aún sin construir), así como la Subestación Callejones. La empresa Inalsa, es sociedad participada al 100 % por el Consorcio del Agua de Lanzarote. Si bien Eugenio indica que “todavía las cuentas no están embargadas, todos los ayuntamientos afectados han manifestado que se oponen a ese embargo”.

Todas estas tasas urbanísticas están recurridas en los tribunales, recurso que se interpuso con el acuerdo de la mayoría de los ayuntamientos que forman parte del Consorcio del Agua.

Debido a que el Ayuntamiento ha iniciado los trámites de embargo, los ayuntamientos tendrán que ejecutar lo que aprobaron en la última Asamblea del Consorcio del Agua del pasado lunes 2 de julio. La única opción para que estos proyectos no quiebren sin nacer, es plantear una derrama a los siete ayuntamientos que forman parte del Consorcio, incluido el de San Bartolomé.

En la misma también se aprobó estudiar suspender los cánones eólicos que San Bartolomé recibiría por la puesta en marcha de los parques eólicos hasta tanto el Consorcio recupere el importe de las tasas, posibilidad que se está analizando jurídicamente.

Echedey Eugenio asegura que “esta no es, ni puede ser una impertinencia o negativa personal de Pedro San Ginés, sino una decisión unánime y colegiada de los miembros del Consorcio que asisten a sus Asambleas, es decir de todos los alcaldes, salvo los socialistas, que no defienden los intereses de sus respectivos municipios y ciudadanos menos que los de San Bartolomé”.

Asimismo, añade que “estos ayuntamientos se rebelan contra el abuso que pretende perpetrar el partido socialista en ese ayuntamiento con una tasa que además hoy en día sería ilegal”.

Escribir un comentario

Código de seguridad
Actualizar