PUBLICIDAD

Sentimientos tras la huelga feminista del 8 de marzo

A título personal, pero como miembro de la Plataforma 8M Lanzarote, quiero dar las gracias a todas aquellas mujeres que se sumaron a la huelga, con generosidad y valentía. Dar las gracias a todas las mujeres que participaron en la jornada feminista y la posterior concentración. Felicitar a los hombres que nos apoyaron y a los medios de comunicación de Lanzarote que ayudaron a hacernos oir.

 Fue un día de muchas emociones, la alegría y la palpable sororidad en primer lugar, pero también la frustación por tantas mujeres que no pudieron ejercer su derecho a la huelga debido a sus frágiles o precarios contratos o para no ser despedidas en la siguiente renovación del mismo. Hubo también tristeza por las reacciones de algunas mujeres que aún no se han deshecho del velo del machismo, aunque sé que con el tiempo caerá.

    Pero vuelvo a la alegría por las adolescentes que espontáneamente se apuntaron a los piquetes informativos por las calles de Arrecife, tímidas pero determinadas a hacerse oír. Emoción por tantas mujeres jóvenes en la multitudinaria concentración. Todas ellas son la esperanza del movimiento feminista y de este país, en esta larga carrera de relevos por la igualdad total, ellas recogerán el testigo del feminismo y la rebeldía como actitud vital.

     Ahora es el Estado y los empresarios que mandan en este país los que tienen que cambiar, son los partidos políticos los que tienen que promover las leyes para la IGUALDAD TOTAL.

    De momento disfruto de la alegría por el éxito del 8M y por las mujeres maravillosas que colaboran en la Plataforma 8M Lanzarote, sabiendo que la lucha no ha acabado y nos volverá a reunir.

   

 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Actualizar