PUBLICIDAD

El Mundialito de Fútbol vivió su fiesta final en un clima de amistad, con música y vino

En esta edición la mayoría de los equipos ha sido un abanico de nacionalidades destacando que el máximo goleador, integrado en el equipo campeón de la República Dominicana, es rumano

 El Centro Sociocultural de San Francisco Javier vivía la tarde-noche del pasado viernes la fiesta intercultural que servía como colofón a la edición de 2013 del Mundialito de Fútbol de Lanzarote. Un evento sencillo en el que reinó la cordialidad y en el que las pasiones vividas en el terreno de juego se revivieron en forma de pique sano y divertido. Al final, tras la entrega de trofeos, todos juntos y revueltos compartieron un plato de paella o garbanzas y una copa de vino de Lanzarote.

La fiesta contó con la participación del grupo de folclore canario La Pichona, que actuó interpretando varios temas al inicio y tras la entrega de los principales trofeos, y también con la colaboración del Consejo regulador de la Denominación de Origen Vinos de Lanzarote.

 Entregaron los trofeos y medallas individuales el consejero de Participación Ciudadana e Inmigración del Cabildo, Juan Antonio de la Hoz; la concejala de Cultura del Ayuntamiento capitalino, Eva de Anta; y representantes de la Asociación 'Colectivo de Inmigrantes Independientes de Canarias', organizadores de esta edición del Mundialito de Fútbol de Lanzarote.

 Acudieron a recoger sus premios la mayoría de los integrantes de los cuatro primeros clasificados, comenzando por el equipo de Uruguay (4º), Guinea Bissau (3º), Marruecos (2º) y República Dominicana (campeones). También recibieron galardones individuales el máximo goleador, (delantero rumano del equipo de República Dominicana) y el portero menos goleado (el de Marruecos).

flickrid=72157636627777443

 Al término de la ceremonia, De la Hoz mostró su satisfacción “porque en general se ha cumplido el objetivo de este proyecto intercultural llamado El Mundialito, que es precisamente la convivencia de los diferentes colectivos y nacionalidades que están integradas en la sociedad lanzaroteña. Un intercambio cultural con el deporte como vehículo pero que va más allá del terreno de juego y, en este sentido, entiendo que ha sido un éxito”.

 En este mismo sentido se expresó De Anta, que felicitó “al Colectivo de Inmigrantes Independientes de Canarias', organizador de este torneo y a sus participantes por poner en juego una iniciativa magnífica como ésta en la que destacan valores como el respeto, la convivencia, la tolerancia...” La concejala apuntó asimismo que “espero que tanto el Cabildo como el ayuntamiento de Arrecife podamos seguir apoyando y manteniendo iniciativas como la celebración de este Mundialito”.

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar